abril 29, 2011

Quisiera preguntarte

¿A qué se debe tu fatal indiferencia
esquivando mi mirada
como si en mí no hubiera nada
que despierte interés por mi presencia?

¿Cómo has logrado tal delicadeza
que no creo haber visto alguna otra mujer
ni escuchado acerca de un ser
que reúna en sí tanta belleza?

Dime si he de quedarme o partir
pero no antes de dejarme expresar
cuánto de mí te quiero dar
sin límite alguno, todo mi sentir.

Príncipe de Albanta

No hay comentarios.: