marzo 13, 2011

"Escribo por necesidad… Digamos, casi por obligación. No escribo por placer. No da ningún placer escribir. Escribir da trabajo y el trabajo no es un placer. El placer es intentar desembuchar, descargar, describir… ¿qué más?…vomitar, explicar lo que uno siente y tiene adentro en un papel escrito. El placer llega cuando uno se libera de eso que tiene adentro. Es como tranquilizante. Cuando lo escribe, lo canta, lo baila o lo que sea. Ahí, uno es. Porque, claro, no existo sólo cuando pienso, existo cuando hago y hacer es también pensar. Escribir también lo es, como cantar o pintar. Escribir por placer es lo mismo que leer por placer y no es muy distinto a masturbarse, que no es tan malo, pero tampoco lo mejor. El placer de escribir o leer lo da el compartir".
Ricardo Alfredo Kleine Samson

No hay comentarios.: